Make your own free website on Tripod.com
 
You are not logged in. Log in
Entries by Topic
All topics  «
Group One
Tripod Home
Group Two
Lycos Home

LA JUSTICIA DE DIOS
Wednesday, 5 May 2010
La Justicia de Dios
Now Playing: LEER IMPORTANTE
LA JUSTICIA DE DIOS
Romanos 1:17 Porque en el evangelio la justicia de Dios se revela por fe y para fe, como está escrito: Mas el justo por la fe vivirá.

Los profetas de Dios han anunciado que hemos entrado a un tiempo de reforma, tiempo donde Dios restaurará muchas de las verdades bíblicas que satanás a través de las tradiciones y la religión ocultó para la perdición de los incrédulos. Pero éste es un tiempo muy especial, la iglesia de Dios está siendo llevada a una profundidad de conocimiento que nos sorprende.

Entre algunos temas que han sido restaurados está la vigencia de los, Cinco Ministerios, Cobertura Apostólica, Jerarquía Espiritual, Guerra Espiritual y otros que nombraré más adelante, pero en mi opinión muy personal lo más importante que se está restaurando en éste tiempo es la Justicia de Dios que implica el perdón absoluto de los pecados por obra de Jesucristo.

Hechos 3:21 A quien de cierto es necesario que el cielo reciba hasta los tiempos de la restauración de todas las cosas, de que habló Dios por boca de sus santos profetas que han sido desde tiempo antiguo.

Explicando la Justicia de Dios
Cuando Dios creó al hombre lo hizo con la facultad de tener comunión con Dios de una forma extraordinaria, Pero el hombre pecó contra Dios, desobedeció la orden de Dios y por consecuencia transmitió ésta maldición del pecado a toda su descendencia, o sea a todo ser humano.
Romanos 5:12 Por tanto, como el pecado entró en el mundo por un hombre, y por el pecado la muerte, así la muerte pasó a todos los hombres, por cuanto todos pecaron.
1Cointios 15:22 Porque así como en Adán todos mueren, también en Cristo todos serán vivificados.
No pedimos esta condición, pero por el hecho de nacer de varón y mujer somos pecadores, y el juicio del pecado que es la muerte a pasado a todos los seres humanos. Según la biblia no existe ninguna persona nacida bajo éste cielo que se escape a esta palabra, PECADOR, por muy buena o justa que crea ser. ¿Usted cree ser Justo, o bueno? La biblia dice:
Isaías 64:6 Si bien todos nosotros somos como suciedad, y todas nuestras justicias como trapo de inmundicia; y caímos todos nosotros como la hoja, y nuestras maldades nos llevaron como viento.
Dios a dicho que todos somos pecadores y que seremos condenados. Romanos 3/23 por cuanto todos pecaron, y están destituidos de la gloria de Dios.
Amigo amado no hay persona que no peque, el problema del pecado está en nuestra naturaleza, por mucho que tratemos de no cometer pecado, o que el gobierno trate de mejorar nuestra conducta, o a través nuestra educación intenten mejorarnos, todo esto solo a logrado darnos un simple maquillaje, pero por dentro seguiremos siendo lo que Dios dijo que éramos PECADORES. 1Juan 1/8 Si decimos que no tenemos pecado, nos engañamos a nosotros mismos, y la verdad no está en nosotros.


Talvez ésta historia le ayude a entender esto.

En EE.UU, Francia e Inglaterra estuvo de moda en una ocasión, que las señoritas de categoría tuvieran una mascota, toda señorita muy distinguida paseaba una mascota, pero Jacqueline tenia un mascota muy particular ella tenia un lindo y blanco cerdito, cuando ella se paseaba todos la observaban con su lindo cerdo blanco que ella tenia. Jacqueline lo bañaba con leche y solo comía el cerdo comida de primera clase, éste animalito era muy regalón por lo que vivía muy bien y muy perfumado con los mejores perfumes de Paris. Pero por trabajo Jacqueline tubo que salir por unos días fuera de la ciudad, y el cerdito se quedó solo en su casa con rica comida.
Al regresar de su trabajo, Jacqueline no encontraba su cerdito blanco, lo busco en el living, en su alcoba, pero no lo encontró, al salir al patio de su casa pudo observar que el cerdito dormía encima de la basura, muy hinchado de tanto comer basura. Ella se molestó porque el cerdito nunca había comido basura y en esta ocasión había disfrutado de estar en el basurero de su casa.
Así como el cerdito, nosotros tratamos de ser muy buenos y creer que no somos pecadores pero en algún momento actuaremos de acuerdo a lo que somos PECADORES.
Dios siempre ha querido que el ser humano no ignore ésta verdad, por esta razón estableció la ley, la que traería al hombre el conocimiento de que era pecador. Romanos 7:7 ¿Qué diremos, pues? ¿La ley es pecado? En ninguna manera. Pero yo no conocí el pecado sino por la ley; porque tampoco conociera la codicia, si la ley no dijera: No codiciarás. En este texto bíblico nos muestra que el hombre logró conocer que era pecador por la ley que Dios les entregó a través de Moisés. Por esta razón he creído tan importante, instruir sobre este tema.

La Ley.

Cuando tratamos el tema de la ley algunos se ponen en posición de debate porque piensan que la ley solo era para los judíos y que nada de la ley les involucra a ellos porque no son judíos. Lo que éstas personas ignoran para su propia perdición es que Dios encerró todo bajo la condenación del pecado por la ley. 1Timoteo 1: 9,10 conociendo esto, que la ley no fue dada para el justo, sino para los transgresores y desobedientes, para los impíos y pecadores, para los irreverentes y profanos, para los parricidas y matricidas, para los homicidas, para los fornicario, para los sodomitas, para los secuestradores, para los mentirosos y perjuros, y para cuanto se oponga a la sana doctrina.
Gálatas 3:19 Entonces, ¿para qué sirve la ley? Fue añadida a causa de las transgresiones, hasta que viniese la simiente a quien fue hecha la promesa;…
Pues que diremos a esto ¿no nos interesa el asunto de la ley?, de ninguna manera ya que la ley es el instrumento que Dios usará para juzgarnos. Romanos 2:12 Porque todos los que sin ley han pecado, sin ley también perecerán; y todos los que bajo la ley han pecado, por la ley serán juzgados. No cree usted que es un asunto importante el conocer sobre éste tema, bueno esto digo para los redimidos por la sangre de Jesucristo, que la ley que fue entregada a Moisés vino para mostrarnos lo que está mal en nosotros y que no seamos como animales sin tener noción de lo malo y de lo bueno. Si la ley no dijera NO mataras no sabríamos que matar es malo, entonces la ley vino para traernos conocimiento de que somos pecadores. Romanos 7:7 ¿Qué diremos, pues? ¿La ley es pecado? En ninguna manera. Pero yo no conocí el pecado sino por la ley; porque tampoco conociera la codicia, si la ley no dijera: No codiciarás.

Entonces ¿para qué es la ley? Es para mostrarnos que somos todos pecadores y aunque intentemos por nuestro propio esfuerzo de ser buenos, no lo podremos lograr porque en nuestra naturaleza está el mal. Pero cómo sabríamos esto si no hubiera algo que me mostrara lo vil y malo que soy, entonces la ley vino para mostrarnos que somos pecadores y que nuestra naturaleza está corrompida. Romanos 3:20…..; porque por medio de la ley es el conocimiento del pecado.
Según mi opinión muy personal también Dios trajo la ley para traer conductas a una nación que Dios amaba. Por Ejemplo, si la ley no dijera no adulteraras, y aún más si no castigara el adulterio con la muerte, Israel seria un pueblo que actuaría irracionalmente y no habría familia.
¿Entonces para que fue dada la ley?, para traer conciencia sobre el pecado.
La ley decía; no adulteras, pero las personas adulteraban y si no lo hacían físicamente lo hacían en su corazón, y al darse cuenta que habían transgredido la ley de Dios, los judíos reconocían que eran pecadores y ofrecían un sacrificio de expiación por sus pecados.

Pero ante Dios ningún hombre podría justificarse (ser hallado Justo) a través del cumplimiento de la ley, ya que la ley no era para hacer al hombre justo, sino para traer al hombre conocimiento de sus pecados. Romanos 3:20 ya que por las obras de la ley ningún ser humano será justificado delante de él; porque por medio de la ley es el conocimiento del pecado.

Ahora como la ley traía al hombre el cocimiento que era pecador, Dios trajo al hombre el medio de acercarse a él, y esto es el sacrificio de los animales. Si observamos cuidadosamente lo que la biblia dice sobre esta práctica de expiación en el antiguo testamento observaremos que el hombre ofrecía sacrificios por sus pecados, esto nos muestra que el propósito de la ley se había cumplido, la ley había traído conciencia de lo miserables que éramos y ahora debíamos sacrificar a un animal sin defecto por nuestros pecados.
Levíticos 1:10 Si su ofrenda para holocausto fuere del rebaño, de las ovejas o de las cabras, macho sin defecto lo ofrecerá.

La Expiación:
Lev 1/1 al 7 Lev 4/ 1 al 5 – 27 al 35 Lev 8/14 al 19 Lev 16/ 21 al 35
Al introducirnos en un estudio serio sobre la practica de los sacrificios expiatorios, usted notará que en todos los sacrificios se ponían las manos en la cabeza del animal a sacrificar y después se degollaba, era de esta forma que el pecador trasfería su pecado al animal y después lo degollaba para tomar su sangre y ofrecerla a Jehová por sus pecados. Es en Levítico 16 donde debemos poner nuestra atención, es en éste pasaje bíblico donde se nos muestra el día de la expiación del pecado de todo Israel.
En los casos antes mencionados se sacrificaban animales por el pecado de un individuo que reconocía sus pecados, pero Levitico16 el gran día de la expiación era por todos el pueblo.
En esta oportunidad se tomaba del pueblo de Israel dos machos cabrios para sacrificio Levíticos 16:5 Y de la congregación de los hijos de Israel tomará dos machos cabríos para expiación, y un carnero para holocausto.

Los dos machos cabrios eran representativos de Cristo. Aaron como el sumo sacerdote tenía que echar suerte sobre los dos machos cabrios para elegir quien sería para Jehová y quien llevaría todo el pecado del pueblo y seria enviado al desierto. Levíticos 16:8 Y echará suertes Aarón sobre los dos machos cabríos; una suerte por Jehová, y otra suerte por Azazel. Unas vez realizado esto, el macho cabrio que era para Jehová se degollaba Levíticos 16:15 Después degollará el macho cabrío en expiación por el pecado del pueblo, y llevará la sangre detrás del velo adentro, y hará de la sangre como hizo con la sangre del becerro, y la esparcirá sobre el propiciatorio y delante del propiciatorio.
El otro macho cabrio se le presentaba a Jehová par la reconciliación del pueblo con Dios. Levíticos 16:10 Mas el macho cabrío sobre el cual cayere la suerte por Azazel, lo presentará vivo delante de Jehová para hacer la reconciliación sobre él, para enviarlo a Azazel al desierto.
Ahora el que era presentado a Jehová para hacer la reconciliación, Aaron pondría las dos manos sobre éste macho cabrio y confesaría los pecados del pueblo, esto se realizaba para trasferir los pecados sobre este animal. Levíticos 16:21 y pondrá Aarón sus dos manos sobre la cabeza del macho cabrío vivo, y confesará sobre él todas las iniquidades de los hijos de Israel, todas sus rebeliones y todos sus pecados, poniéndolos así sobre la cabeza del macho cabrío, y lo enviará al desierto por mano de un hombre destinado para esto.

Estos sacrificios tenían como objetivo que Israel supiera que venia uno, Cristo, quien seria el sacrificio perfecto, pero cuando Cristo vino, no lo conocieron, no lograron darse cuenta que Jesucristo era el Cordero de Dios quien había venido a salvarlos de todos sus pecados. Mateo 1:21 Y dará a luz un hijo, y llamarás su nombre JESÚS, porque él salvará a su pueblo de sus pecados.
Todos éstos sacrificios que se indican en el libro de levítico, en especial en Levítico 16 se realizaban por que a través de la ley , el hombre había entendido que era pecador y que la única forma para acercarse a Dios era a través de los sacrificios expiatorios.

Muchos años se sacrificaron animales para la expiación de los pecados pero Dios ya no quiso más sacrificios de animales, ya que estos sacrificios no podían quitar el pecado. Por esta razón Dios envío a su hijo a tomar el lugar de los corderos que se sacrificaban por el perdón de los pecados. Hebreos 10:4 porque la sangre de los toros y de los machos cabríos no puede quitar los pecados. Jesucristo fue el Cordero de Dios que se sacrificó por nuestros pecados S. Juan 1:29 El siguiente día vio Juan a Jesús que venía a él, y dijo: He aquí el Cordero de Dios, que quita el pecado del mundo

Cristo el cordero de Dios que fue sacrificado por nuestros pecados .
1Corintios 15:3 Porque primeramente os he enseñado lo que asimismo recibí: Que Cristo murió por nuestros pecados, conforme a las Escrituras.
Cuando el Apóstol Pablo escribe esta carta a los Corintios no existía el Nuevo Testamento, entonces deducimos que cuando el dice: “Que Cristo murió por nuestros pecados, conforme a las Escrituras” se esta refiriendo a las escrituras del Antiguo Testamento, por esta razón es importante indagar en el Antiguo Testamento sobre la forma que Cristo debía morir por nuestros pecados.
Es en los sacrificios de la expiación donde encontramos referencias sobre dos formas que se realizaban sobre los machos cabrios y que se debían realizar en Jesucristo para la expiación de los pecados:
Trasferencia del pecado al macho cabrio a través de las manos de Aaron.
El degollamiento del segundo macho cabrio, donde se tomaba la sangre para la expiación de los pecados del pueblo.

1.-La Transferencia de todos los pecados sobre Cristo.

En Levíticos 16/21) nos muestra que antes de sacrificar el animal Aaron como sumo sacerdote ponía las manos sobre el cordero y confesaba los pecados del pueblo sobre el animal, transfiriendo todo los pecados .
En Jesucristo se realizó lo mismo. Juan el bautista que era descendiste de Aaron por su padre Zacarías que descendía de Abias nieto de Aaron Crónicas 24/1-19 y por su madre Elizabet descendiente de las hijas de Aaron Lucas 1/5 transfirió todos los pecados de todo el mundo sobre él. Por esta razón al día siguiente de ser Jesús bautizado, Juan lo ve venir y dijo. S. Juan 1:29….dijo: He aquí el Cordero de Dios, que quita el pecado del mundo.

Una gran diferencia: Cuando Aaron ponía las dos manos sobre los corderos transfería el pecado de un pueblo, Israel, en el caso de Jesucristo Juan el Bautista en el bautismo transfirió el pecado de todo el mundo sobre Jesús, por ésta razón se le llamo el cordero de Dios que quita el PECADO DEL MUNDO. ¡Amen, gracias Señor!

2.-Cristo muere y derrama su sangre para la expiación de los pecados
En Levítico 1/5 Levítico 16/27 muestra que una vez que los pecado de todo el pueblo eran trasferidos al cordero este era enviado al desierto a morir, y el macho cabrio dedicado a Jehová se procedía a degollar y la sangre de este cordero era llevada al propiciatorio.
(propiciatorio en hebreo, caporet) término con el que se designa la plancha de oro que sostenía los dos Querubines sobre el arca del pacto Los dos querubines, que también eran de oro, estaban frente a frente en los extremos del propiciatorio, lo cubrían con sus alas y formaban con él una sola pieza. Encima del propiciatorio y entre los querubines, Jehová hablaba con Moisés comunicándole sus órdenes. Éx 25.17–22)En el caso de Cristo, una vez que Juan el bautista transfirió los pecados de todo el mundo sobre Cristo en el bautismo, Cristo fue crucificado. Y así como los corderos de los tiempos antiguos eran sacrificados para tomar su sangre, así Cristo vertió su sangre, la que vino a pagar el precio por todos nuestros pecados.

Ahora la diferencia es, que los sacrificios de los animales no quitaban los pecados Heb 10:4 porque la sangre de los toros y de los machos cabríos no puede quitar los pecados. Solo servían para anunciar al verdadero Cordero de Dios que estaba reservado para salvar al mundo entero. ¡Aleluya! Pero Cristo realmente pagó el precio de todos nuestros pecados una vez y para siempre. Hebreos 10:10 En esa voluntad somos santificados mediante la ofrenda del cuerpo de Jesucristo hecha una vez para siempre.

Que significa esto ¿Que ya no hay pecado en el mundo? NO, porque solo basta con mirar los medios de comunicación y nos daremos cuenta que el pecado está en el mundo. El pecado está en nuestra naturaleza, por esta razón anteriormente leíamos que todos somos pecadores, ¿que hizo Jesús entonces? Jesús vino a tomar todos nuestros pecados sobre él y como la ley demandaba muerte el vino también a morir en la cruz, de esta forma pagó el precio que la ley demandaba.
Jesucristo cuando era bautizado por Juan el Bautista los pecados de todo el mundo eran transferidos a él, y en la cruz pagó con su sangre lo que la ley demandaba. Romanos 6:23 Porque la paga del pecado es muerte. Si Juan el bautista no hubiese transferido nuestros pecados, Jesús no podría a ver sido crucificado, ya que Jesús no tenia pecado, por ésta razón es tan importante que creamos que Jesús cargó todos nuestros pecados y murió en la cruz y también resucitó. Y si creemos que Jesús cargó todos nuestros pecados y que en la cruz murió por ellos y que también resucitó seremos salvos.
Pero aunque el mundo está lleno de pecado, Dios no tomó en cuenta el pecado del mundo sino que envió a su hijo a morir por todos los pecadores, para que el que en él crea no se pierda, sino tenga vida eterna. 2Corintios 5:19 que Dios estaba en Cristo reconciliando consigo al mundo, no tomándoles en cuenta a los hombres sus pecados, y nos encargó a nosotros la palabra de la reconciliación
Amados hermanos, Jesús debía morir, porque la paga del pecado es muerte, al morir en la cruz, Jesús pagó el precio del pecado de todo el mundo. Hebreos 10:12 pero Cristo, habiendo ofrecido una vez para siempre un solo sacrificio por los pecados, se ha sentado a la diestra de Dios. Por esta razón el Apóstol Pablo predicaba. 2Cointios 5:19 que Dios estaba en Cristo reconciliando consigo al mundo, no tomándoles en cuenta a los hombres sus pecados, y nos encargó a nosotros la palabra de la reconciliación. ¿Por qué Dios no les toma en cuenta a los hombres sus pecados? Es por que Cristo cargó el pecado de todo el mundo sobre él y en la cruz pagó el precio del pecado. El Precio de todos nuestros pecados ya fue pagado por Cristo. ¿Esto significa que las personas que viven tras el pecado no serán condenadas? No, esto no es lo que digo, ya que si bien Cristo cargó y murió por todo los pecados del mundo, Dios dejó sujeta la salvación a la fe. S. Juan 3:18 El que en él cree, no es condenado; pero el que no cree, ya ha sido condenado, porque no ha creído en el nombre del unigénito Hijo de Dios. Esto significa que para ser salvos, las personas deben creer con todo su corazón que Jesucristo llevo todos sus pecados, y murió en la cruz derramando su sangre, si creen esto serán salvos, si no creen serán condenados.
Es imperativo creer que toda nuestra vida esta cubierta con la sangre de Jesucristo. Si usted vive setenta o cien años, sus pecados que usted tiene desde el primer día de nacimiento, hasta el último minuto de su vida Cristo los cargó sobre él. Cuando Juan el bautista bautizaba a Jesús transfirió todos los pecados del mundo sobre él y pagó el precio de todos sus pecados en la cruz derramando su sangre, Isaías 53:6…..; mas Jehová cargó en él el pecado de todos nosotros. Isaías 53:10 Con todo eso, Jehová quiso quebrantarlo, sujetándole a padecimiento. Cuando haya puesto su vida en expiación por el pecado.
Una breve interpretación de la palabra expiación
Acto por el que se quita el pecado o la contaminación mediante un sacrificio o pago establecido por Dios. Esta palabra aparece casi doscientas veces. En setenta casos es traducción del verbo hebreo kipper, que indica expiación propiamente dicha. En casi todas las demás ocasiones se refiere a sacrificios expiatorios. En el Nuevo Testamento o bien significa sacrificio expiatorio (Heb 10.6, 8; en griego, peri hamartías), o es la traducción del verbo hiláskomai (Heb 2.17; • Propiciación). La etimología de kipper es incierta. Algunos sugieren la palabra aramea que equivale a «borrar», pero es más probable que venga de una raíz que significa «cubrir
¿Y como fue esto? cundo Jesús fue bautizado por Juan el Bautista, todos los pecados de toda tu vida fueron pasados sobre Jesucristo y en la cruz pagó el precio de tus pecados con su muerte y su sangre vertida el la cruz ¡Gloria a Dios!
¿Ahora que debe hacer usted? Usted debe creer en la justicia de Dios, ¿y que es esto? Creer que todos sus pecados fueron perdonados, porque Jesús recibió todos tus pecados al ser bautizado por Juan el bautista y murió en la cruz para que todos los que en el crean no se pierdan más tengan vida eterna.
Si usted cree esto será salvo, si no cree que Jesús cargó todos sus pecados y que murió por ellos, sus pecados permanecen y será condenado como pecador.
Isaías 53:12 Por tanto, yo le daré parte con los grandes, y con los fuertes repartirá despojos; por cuanto derramó su vida hasta la muerte, y fue contado con los pecadores, habiendo él llevado el pecado de muchos, y orado por los transgresores.

Cristo el Final de la ley

Usted y yo somos pecadores porque lo dice la ley de Dios. Romanos 8/2 Porque la ley del Espíritu de vida en Cristo Jesús me ha librado de la ley del pecado y de la muerte Nadie puede escapar de esta realidad, la ley de Dios dice; por cuanto uno pecó todos pecamos y estamos todos destituidos de la gloria de Dios (Rom 5:12 Rom 3:23) Pero ahora que hemos creído que Jesucristo llevó nuestros pecados y murió derramando su sangre en la cruz, la ley que me condenaba como pecador fue quitada para siempre. Romanos 7:4 Así también vosotros, hermanos míos, habéis muerto a la ley mediante el cuerpo de Cristo, ¿Que significa esto? Esto significa que los que hemos creído que Jesucristo llevó todos nuestros pecados y murió derramando su sangre en la cruz, hemos muerto para la ley, y ya no somos pecadores, porque la ley que me llamaba pecador y me condenaba Cristo la venció. Romanos 7:4 Así también vosotros, hermanos míos, habéis muerto a la ley mediante el cuerpo de Cristo . Así que todos los que creen con todo su corazón que Jesucristo llevo los pecados de toda su vida y que derramó su sangre en la cruz, serán salvos, pero los que dudan en su corazón serán condenados. S. Juan 3:18 El que en él cree, no es condenado; pero el que no cree, ya ha sido condenado, porque no ha creído en el nombre del unigénito Hijo de Dios.
Hermanos amados antes de la cruz éramos considerados pecadores por la ley y condenados a la muerte, más seremos salvos por su sangre que nos a librado de la ley del pecado y nos ha llamado sus hijos. Romanos 5:9 Pues mucho más, estando ya justificados en su sangre, por él seremos salvos de la ira.
Pero la ley tenía poder sobre mí mientras yo estaba vivo, pero como en Cristo morí la ley ya no me alcanza .Romanos 7:1 ¿Acaso ignoráis, hermanos (pues hablo con los que conocen la ley), que la ley se enseñorea del hombre entre tanto que éste vive?
Pero cuando morí? cuando Cristo moría yo moría y cuando cristo resucitaba yo resucitaba para andar en vida nueva. Acaso no hemos leído que el final de la ley es Cristo. Romanos 10:4 porque el fin de la ley es Cristo, para justicia a todo aquel que cree. Pero la ley termina en Cristo solo para los que creen. Los incrédulos siguen bajo la condenación del pecado por que están vivos para la ley, por no creer que Jesucristo cargó con todo sus pecados y fue crucificado para hacernos libres de la ley que nos señalaba como pecadores y que le daba autoridad al diablo sobre nuestras vidas por ser pecadores. Lamentablemente hoy como en el tiempo de Pablo existen personas que no creen que Jesucristo llevó todos sus pecados, y buscan establecer su propia justicia, Romanos 10:3 Porque ignorando la justicia de Dios, y procurando establecer la suya propia, no se han sujetado a la justicia de Dios;… en otras palabras tratan de hacer algo para obtener el favor de Dios. Para ellos es de locos que creamos que no somos pecadores y que creamos que los pecados de toda nuestra vida han sido perdonados por la obra de Cristo. Mire usted lo que dice la biblia. 1Juan 3:6 Todo aquel que permanece en él, no peca; todo aquel que peca, no le ha visto, ni le ha conocido. 1Juan 3:5 Y sabéis que él apareció para quitar nuestros pecados, y no hay pecado en él. 1Juan 5:18 Sabemos que todo aquel que ha nacido de Dios, no practica el pecado, pues Aquel que fue engendrado por Dios le guarda, y el maligno no le toca.
Si después de haber puesto su fe en Jesucristo se considera pecador, usted no le ha visto, ni le conoce. Mi amigo, la justicia de Dios (la salvación) es por la fe, solo si crees podrás heredar la vida eterna. Pero estas personas se miran y dicen ¡pobre de mi, que pecador soy!, ¡Dios perdona mis pecados!, y dicen, ahora que he pedido perdón a Dios, hoy Dios me a perdonado.
Mi pregunta es, ¿Dios te perdonó en ese momento, o te perdonó hace dos mil años atrás cuando Cristo moría por tus pecados en la cruz? Ciertamente hace dos mil años atrás cuando Cristo moría en la cruz, todos tus pecados eran perdonados, ahora crees que es de locos decir que no somos pecadores, si Cristo ya pagó mis pecados, ¿porque debo caminar como si no hubiera ocurrido el sacrificio de Cristo?

Estas personas que no creen que Jesucristo cargó los pecados de toda su vida y que murió para derramar su sangre afín de que sean salvos, no podrán ver días buenos, por que ellos son pecadores, y el pecado le da autoridad al diablo sobre sus vidas. 1Juan 3:8 El que practica el pecado es del diablo; porque el diablo peca desde el principio. Usted puede estar en la iglesia cantar los cánticos dedicados a Dios, predicar de la biblia, pero si usted no cree que Cristo llevó todos sus pecados y que la sangre de Jesús cubre toda su existencia, Dios le ve como pecador y cuando Cristo venga usted será condenado.
Estas personas son dignas de lástima porque no comprenden que Cristo llevo todos sus pecado de una vez y para siempre, esto es por que sus miradas están en las cosas de los hombres y no en las de Dios.

Si no creemos que Jesucristo llevo todos nuestros pecados y murió en la cruz para pagar con su sangre el precio del pecado, la ley del pecado te alcanzará y ante Dios eres pecador Romanos 6:23 Porque la paga del pecado es muerte
Estimado amigo Mientras usted esté vivo, la ley del pecado le alcanzará, pero una vez que usted muera, la ley del pecado no le podrá buscar y considerar pecador por que usted está muerto.
Romanos 7:1 ¿Acaso ignoráis, hermanos (pues hablo con los que conocen la ley), que la ley se enseñorea del hombre entre tanto que éste vive?
Pero al creer en el sacrificio de Cristo, participo con Cristo en su muerte y la ley del pecado ya no tiene poder sobre mí. Romanos 7:4 Así también vosotros, hermanos míos, habéis muerto a la ley mediante el cuerpo de Cristo,…..
Amado amigo la biblia dice Romanos 6:7 Porque el que ha muerto, ha sido justificado del pecado. También dice: Romanos 6:6 sabiendo esto, que nuestro viejo hombre fue crucificado juntamente con él, para que el cuerpo del pecado sea destruido, a fin de que no sirvamos más al pecado ¿Pero cuando morí? ¿Cuando me crucifiqué con Cristo?

El bautismo te da la posibilidad de morir y volver a vivir.
Jesús le dijo a Nicodemo que debía nacer de nuevo para ver el reino de Dios, Nicodemo no comprendió que la forma de nacer de nuevo es a través de la fe en Cristo concretada en el bautismo, que nos da la oportunidad de morir y volver a vivir. Romanos 6:4 Porque somos sepultados juntamente con él para muerte por el bautismo, a fin de que como Cristo resucitó de los muertos por la gloria del Padre, así también nosotros andemos en vida nueva. Romanos 6:3 ¿O no sabéis que todos los que hemos sido bautizados en Cristo Jesús, hemos sido bautizados en su muerte?
Como hemos creído que Jesucristo recibió los pecados de toda nuestra vida y que en la cruz murió por todos nuestros pecados derramando su preciosa sangre, nos hemos bautizado en su nombre ya que ésta es la forma de concretar nuestra fe públicamente. Nadie puede ser salvo si no muere juntamente con Cristo.
Estimado Hermano, talvez usted a tenido la experiencia de haber levantado su mano en una campaña, o quizás paso adelante y dijo Dios perdona mis pecados, pero después de unos días, o semanas, usted se observa y se da cuenta que aún es pecador y se desanima, ya que nadie quisiera fallarle a Dios. Y usted dice; cuando cambiaré. La religión le a enseñado que se esfuerce por ser mas bueno para Dios y que trate de resistir y que usted ya no puede vivir la vida pecaminosa que tenia antes de ser cristiano, tal vez le citen algunos textos bíblicos, y lo envían a vivir una vida cristiana que después de unos días o de un tiempo usted se da cuenta que el pecado aún está en usted y que tiene poder sobre su voluntad y termina pecando ante Dios.
¿Por qué le pasa a usted esto? Porque usted aún está vivo para la ley del pecado, por esta razón usted no puede dejar de pecar. Pero usted dice yo creí en Jesucristo, yo recibí a Jesús como mi salvador, pero permítame decirle que recibir a Jesucristo como nuestro salvador es por la fe, y usted ¿como podría tener una fe firme en alguien que es desconocido?, ¿como podría usted tener fe solo entendiendo que Jesús murió?, esto es muy básico para que su fe sea firme. Esta bien que usted aya sido atraído a Jesucristo con un mensaje primario (Jesús murió por usted), pero después usted debe ser enseñado en la justicia de Dios, una vez que le sea revelada la justicia de Dios, su fe será tan firme que nada lo moverá de Cristo. Romanos 10:17 Así que la fe es por el oír, y el oír, por la palabra de Dios.

Que usted conozca sobre la justicia de Dios, implica que le sea revelado el verdadero significado de su bautismo.¿ Como usted podría participar de la muerte de Cristo que es por el bautismo, si usted desconoce esta revelación? Romanos 6:3 ¿O no sabéis que todos los que hemos sido bautizados en Cristo Jesús, hemos sido bautizados en su muerte? Lamentablemente tengo que decirle que la religión le enseñó que el bautismo era un acto simbólico, para probar su obediencia, o para formar parte de determinada congregación, y usted aceptó lo que la religión le dijo, pero esto no es el verdadero significado del bautismo.
Usted puede ser bautizado diez veces y no servirle de nada si su bautismo no se realiza en fe para lo que fue dejado. Así lo entendió el Apóstol Pablo Hechos 19: 3, 4 y 5 Entonces dijo: ¿En qué, pues, fuisteis bautizados? Ellos dijeron: En el bautismo de Juan. Dijo Pablo: Juan bautizó con bautismo de arrepentimiento, diciendo al pueblo que creyesen en aquel que vendría después de él, esto es, en Jesús el Cristo. Cuando oyeron esto, fueron bautizados en el nombre del Señor Jesús. El bautismo de Juan era para Arrepentimiento (cambiar de dirección, tomar un camino diferente) Pero el bautismo que los Apóstoles realizaban tenía un significado diferente, era para muerte, era para unirnos a Cristo en su muerte por el bautismo Romanos 6:4 Porque somos sepultados juntamente con él para muerte por el bautismo.
Pero usted como no tiene la revelación de la justicia de Dios, fue bautizado de acuerdo al religión, por esta razón usted aún continua pecando ¿Pero como puedo saber esto? si usted hubiese creído con todo su corazón que Jesucristo llevó todos sus pecados y en la cruz murió derramando su preciosa sangre, el pecado no tendría poder sobre usted, ya que al creer en Cristo con todo su corazón usted moriría para la ley del pecado en el bautismo en su nombre, y una vez muerto, la ley que ahora le ata al pecado, no tendría poder sobre usted.

Esto no quiere decir que el bautismo tiene el poder para sacar las inmundicias que están en nuestra carne.(1.Pedro 3/21) Pero a través del bautizarnos participamos de la muerte de Jesucristo y morimos juntamente con él y la ley que me ataba al pecado ya no tiene poder sobre mi, Romanos 7:1 ¿Acaso ignoráis, hermanos (pues hablo con los que conocen la ley), que la ley se enseñorea del hombre entre tanto que éste vive?. Y como estoy muerto con cristo ya no puedo ser juzgado como pecador y tampoco ser esclavo del pecado. Romanos 6:6 sabiendo esto, que nuestro viejo hombre fue crucificado juntamente con él, para que el cuerpo del pecado sea destruido, a fin de que no sirvamos más al pecado.
Esto es posible cuando nos bautizamos en su nombre Hechos 10:48 Y mandó bautizarles en el nombre del Señor Jesús…: En mi bautismo yo moría y al levantarme resucitaba. La biblia indica que la ley se enseñorea del hombre mientras esté vivo. Romanos 7:1 ¿Acaso ignoráis, hermanos (pues hablo con los que conocen la ley), que la ley se enseñorea del hombre entre tanto que éste vive? , pero una vez muerto la ley no me inculpa de pecado , ya que estoy muerto en Cristo y esto ocurrió al creer que Jesucristo llevo todos mis pecados y murió en la cruz Romanos 7:4 Así también vosotros, hermanos míos, habéis muerto a la ley mediante el cuerpo de Cristo, para que seáis de otro, del que resucitó de los muertos, a fin de que llevemos fruto para Dios.
Al creer en esto yo me bautizo, ¿tu crees? bautízate en su nombre, por que esta es la forma de manifestar tu fe en Cristo. Si las personas dicen creer deben manifestar su fe en el bautismo, al no bautizarse su fe está incompleta y la ley del pecado lo alcanza. Si usted no se bautiza en su nombre, usted verdaderamente no ha creído, ya que si usted cree que Jesucristo llevo todos sus pecados y murió por ellos usted se bautizaría y de ésta forma participaría de la muerte de Jesús.

En el bautismo usted nace de nuevo sin relación con la ley que le inculpa de pecado, pero como usted verdaderamente no cree no se bautiza, usted dice, mas a delante lo haré, no estoy seguro dice usted, estas son señales que usted no a creído con todo su corazón en el señor Jesucristo y lamentablemente usted será condenado por que sus pecados permanecen.

Recuerde que Jesús dijo: Marcos 16:16 El que creyere y fuere bautizado, será salvo; mas el que no creyere, será condenado ¿Entiende usted?, la fe se concreta con el bautismo, ya que el bautismo me une a Cristo en su muerte y yo muero juntamente con él. Romanos 6:4 Porque somos sepultados juntamente con él para muerte por el bautismo., Al morir en mi bautismo ya la ley no puede alcanzarme ya que el que nació de Adán está muerto Romanos 6:7 Porque el que ha muerto, ha sido justificado del pecado. Y si estoy muerto ya no puede alcanzarme el pecado. La maldición del pecado alcanza a todos los nacidos de voluntad de varón ya que éstos son descendiente de Adán y si Adán pecó todos pecamos.
Romanos 5:12 Por tanto, como el pecado entró en el mundo por un hombre, y por el pecado la muerte, así la muerte pasó a todos los hombres, por cuanto todos pecaron. Pero el desdiente de Adán debe morir y nacer de nuevo, esto es en el bautismo. así que al bautizase murió el que descendía de Adán, ahora yo no soy engendrado por voluntad de varón sino de Dios s. Jun 1:12 Mas a todos los que le recibieron, a los que creen en su nombre, les dio potestad de ser hechos hijos de Dios; los cuales no son engendrados de sangre, ni de voluntad de carne, ni de voluntad de varón, sino de Dios.

Esto muestra que el bautismo tiene el poder de hacerme participar de la muerte de Jesucristo. (Por que es la muerte de Jesucristo la que anula la ley del pecado), pero yo, no puedo volver dos mil años atrás y crucificarme con Cristo , por esta razón quedó el bautismo , el bautismo puede llevarme dos mil años atrás y permitirme morir con Cristo ( esto lo digo simbólicamente) Al bautizarme me crucifiqué con Cristo y morir a la ley del pecado Romanos 6:4 Porque somos sepultados juntamente con él para muerte por el bautismo. Y si morí a la ley del pecado ya no soy pecador. Romanos 6:7 Porque el que ha muerto, ha sido justificado del pecado.
Por esta razón no dejamos de predicar a Cristo y de orar para que otros abrasen la verdadera fe en Jesucristo y puedan anunciar a otros la justicia de Dios que es en Cristo Jesús.

Todo sujeto a Fe
Romanos 5:1,2 Justificados, pues, por la fe, tenemos paz para con Dios por medio de nuestro Señor Jesucristo; por quien también tenemos entrada por la fe a esta gracia en la cual estamos firmes, y nos gloriamos en la esperanza de la gloria de Dios.
Fe no es solo saber algo , esto es teología, el tener conocimiento de algo no nos indica que tengamos fe, la fe es lo que me mantiene unido a lo que Dios dijo y me hace vivir creyendo que lo que Dios dijo es verdad.
Fe es descansar en lo que Dios dijo, y vivir sabiendo que es verdad que Jesucristo llevo todos mis pecados (Isaías 53:6…..; mas Jehová cargó en él el pecado de todos nosotros.) Y Jesucristo murió por mis pecados expiándolos en la cruz (Isaías 53:10 Con todo eso, Jehová quiso quebrantarlo, sujetándole a padecimiento. Cuando haya puesto su vida en expiación por el pecado,)

Si tengo fe que Cristo llevo todos mis pecados y que pagó el precio de mis culpa con su sangre, vivo, duermo, sufro confiando que pase lo que pase ya tengo la vida eterna y que nada me podrá hacer desistir que un día veré a Cristo cara a cara .¡Aleluya, sí te veré!
Por fe me considero muerto al pecado, ya que al bautizarme en su nombre, morí juntamente con Cristo Romanos 6:6 sabiendo esto, que nuestro viejo hombre fue crucificado juntamente con él Romanos 6:11 Así también vosotros consideraos muertos al pecado. Amigo amado; si realmente crees, la ley del pecado no tendrá nunca mas poder sobre ti, pero esto es para los que creen, Por que la Justicia de Dios (Dios nos hizo justos) se recibe por la fe y para fe, el justo por la fe debe vivir.

Por esta razón los que hemos creído en la salvación de Jesucristo agotamos todos los medios y todo lo que tenemos nuestros hogares, nuestros vehículos, nuestro tiempo, nuestro dinero y los ponemos al servicio de Dios, con la finalidad de alcanzar a otros con el evangelio de la justicia de Dios. No descansaremos hasta que todos conozcan que Jesucristo recibió todos nuestros pecados y murió en la cruz derramando su sangre para redimirnos de todo nuestras iniquidades y que a través de mi bautismo en su nombre, yo morí con Cristo a la ley del pecado.

Un Enemigo que vencer , mi carne.
Pero no es bueno olvidar que mientra vivamos en este cuerpo tendremos gran lucha con nuestra naturaleza que está infectada de toda clase de pecado, el apóstol Pablo a nuestra naturaleza le llamo nuestra carne. Romanos 8:8 y los que viven según la carne no pueden agradar a Dios. El apóstol Santiago le llamo concupiscencia Santiago 1:14 sino que cada uno es tentado, cuando de su propia concupiscencia es atraído y seducido. El Apóstol Pablo nos indica que nuestra naturaleza (nuestra carne) está siempre atraída al mal Romanos 7:5 Porque mientras estábamos en la carne, las pasiones pecaminosas que eran por la ley obraban en nuestros miembros llevando fruto para muerte.

Definición teológica de la palabra Concupiscencia

Nº1 "un conjunto de inclinaciones espontáneas e irracionales" , que se escapa del control de la razón o que puede conducir al hombre a lo que la razón misma juzga que no es verdadero o bueno. Nª2"consecuencia de la debilidad de la razón y de la voluntad libre, que no logran someter a las fuerzas inferiores, sino que incluso se ven absorbidas por ellas" (M. Flick - Z. Alszeghy).
Estimado hermano, nuestra naturaleza mantendrá durante toda su existencia una fuerte atracción hacia el pecado y constantemente tratará de seducirnos.
Pero los que hemos muerto al pecado ya no somos vencidos por el pecado, nuestra naturaleza aunque muestre una fuerte atracción por pecar, ya no puede vencernos, por que el Espíritu de Dios está en nosotros. Romanos 8:9 Mas vosotros no vivís según la carne, sino según el Espíritu, si es que el Espíritu de Dios mora en vosotros. Y si alguno no tiene el Espíritu de Cristo, no es de él.

Al leer (Romanos 7/14 al 25) El apóstol muestra la gran lucha que se libra en nuestra carne, no que él halla obedecido a su carne. El apóstol usa una forma de ilustración en su propia persona dando a entender que todos llevamos acuesta una naturaleza que está vendida al pecado. Pero el los últimos versos bíblicos el Apóstol muestra que aunque en nuestros carne esté la atracción por el pecado, da gracias a Jesucristo por hacerlo libre de la condenación del pecado. Romanos 7:25 Gracias doy a Dios, por Jesucristo Señor nuestro. Así que, yo mismo con la mente sirvo a la ley de Dios, mas con la carne a la ley del pecado. Cuando el apóstol dice que con su carne sirve a la ley del pecado, no está diciendo que el obedece su carne, se refiere que en su carne esta la inclinación al pecado. Pero continúa diciendo Romanos 8:1 Ahora, pues, ninguna condenación hay para los que están en Cristo Jesús, los que no andan conforme a la carne, sino conforme al Espíritu.

Hermanos amados ahora nosotros somos de Cristo, el llevó todos nuestro pecados que le fueron trasferidos el día que era bautizado por Juan el bautista, tal como ocurrió con el cordero de la expiación (Levíticos 16:21) y derramo su sangre en la cruz para perdón de nuestros pecados. Y nos salvo perpetuamente del juicio del pecado Hebreos 7:25 por lo cual puede también salvar perpetuamente a los que por él se acercan a Dios, viviendo siempre para interceder por ellos. Amado hermano aunque nuestra carne esta activa y siempre buscará tomar el control de nuestra vida, nosotros no vivimos para agradar a nuestra carne, ya que hemos crucificado nuestra carne en Cristo y a través del bautismo en su nombre hemos muerto a la ley que nos condenaba y nos llamaba pecadores, como también a nuestra naturaleza que esta infectada por la tendencia a pecar. Los que no han creído que Jesucristo llevó todos sus pecados de toda su vida y que en la cruz derramó su sangre están siempre pensando en el pecado. Romanos 8:5 Porque los que son de la carne piensan en las cosas de la carne…… Usted podrá darse cuenta que hay personas que se sienten un tanto orgullosos de ser soberbios, rencorosos, chismosos, quejumbrosos, mal intencionados, pero estos desconocen para su propia perdición que los que viven según su carne no pueden agradar a Dios. (Romanos 8:8 y los que viven según la carne no pueden agradar a Dios.)
Más usted no sea así, haga morir lo carnal en usted y también sus pasiones que combaten contra usted, buscando que les obedezca. Honre a Dios con los miembros de su carne, ya que antes de conocer a Jesucristo servíamos al príncipe de las tinieblas, pero Dios el Padre en su gran amor con que nos amó, perdonó todos nuestros pecados y nos llamó sus hijos.
Hermanos por lo tanto deudores somos de Cristo, por este gran conocimiento que nos ha dado y debemos compartir con otros esta hermosa y gran verdad, por esta razón no desestimamos invertir nuestro tiempo, nuestro dinero y aun nuestra propia vida con tal que este evangelio sea predicado entre las naciones. Mientras usted lee este tema miles de personas mueren sin salvación y otros estando dentro de las iglesias siguen considerándose pecadores, diciéndole al diablo que la muerte de Cristo fue insuficiente para pagar el precio de sus pecados.

Querido lector, lo único que puede hacer que todos tus pecados sean perdonados es creer con todo tu corazón que toda tu existencia está lavada con la sangre de Jesucristo y tomar la oportunidad de nacer de nuevo a través del bautismo en su nombre. Esta es la única forma para que el hombre sea salvo de la condenación.
Rom 10:14 ¿Cómo, pues, invocarán a aquel en el cual no han creído? ¿Y cómo creerán en aquel de quien no han oído? ¿Y cómo oirán sin haber quien les predique

Pero para que los hombres y mujeres crean debe haber quienes estén dispuestos a ir y predicar el evangelio a toda criatura, ya que es la predicación el método para que otros crean y sean salvos
Romanos 10:17 Así que la fe es por el oír, y el oír, por la palabra de Dios. Romanos 10:14 ¿Cómo, pues, invocarán a aquel en el cual no han creído? ¿Y cómo creerán en aquel de quien no han oído? ¿Y cómo oirán sin haber quien les predique.
Espero en Dios que esta palabra inyecte tu fe en aquel que llevó todos tus pecados y en la cruz murió derramando hasta la última gota de su preciosa sangre.






Por: Apóstol Luis Troncoso

pr.luistroncoso@gmail.com
 

Posted by apostol10 at 2:56 PM EDT

Newer | Latest | Older